Seleccionar página

¿Tienes dolor de espalda y no estás seguro por qué? Si tienes muchos años encima no habría mucho que hacer, salvo descansar. Pero si eres adulto joven y tienes consecutivos dolores en la espalda, piensa cómo puedes aliviar estas dolencias. No vaya ser que en la próxima salida en metro quedes colgado del pasamanos sin poder caminar.

Está bien, no seamos exagerados. Pero ten en cuenta que un dolor de espalda puede trastocar tus actividades cotidianas. Entonces, ¿quieres saber qué hay detrás de un dolor de espalda? Piensa un poco en tus acciones recientes. ¿Quisiste dártelas de gracioso y cargar a tu esposa como cuando jóvenes? ¿O acaso pensaste que podías correr tras tu hijo como si la edad no pasó también corriendo por tu espalda?

Muchas veces el dolor de espalda proviene de algún mal movimiento, malas posturas o posiciones equivocadas al cargar peso. En realidad estás son de las principales causas de los dolores de espalda. Y te aseguro que nunca escuchaste a la maestra de 4to grado cuando te decía como tenías que recoger las cajas pesadas y como debías sentarte en la silla.

Tranquilo, no es culpa de la maestra. Tampoco tuya. Aunque si aún no sabes cómo agacharte para recoger peso, algo de culpa debes tener. Y según algunas tendencias la culpa o la sensación de carga puede provocar dolor en al zona media de la espalda. ¿Será tu caso?

De cualquier modo, si quieres saber por qué duele la espalda debes ir al especialista. No le digas que no sabes sentarte ni que estuviste cargando a tu esposa. Espera una evaluación completa y si es necesario algunos exámenes.

Si no tienes ninguna afección de la cual preocuparte, de seguro te recetará algún medicamento desinflamatorio o para el dolor muscular. Entonces habrás perdido tu dinero y tu tiempo. En vez de sentarte conscientemente a evaluar qué pudiera estar afectando tu espalda: cansancio, trabajo, malas posturas, cargar peso, mal dormir, todo junto e incluso otras cosas.

Claro, si te duele la espalda alta puede ser que te haga falta algún apoyo emocional y no te sientas amando. Entonces no deberías ir al médico general o el internista, sino al psicólogo de pareja. También vale ir al bar de la esquina y ahogar el dolor en unas copas.

Pero si quieres saber cómo curar el dolor de espalda, busca hacer estiramientos, mejorar las posturas al dormir, sentarte o recoger peso, y ejercita un poco más, que la flojera también produce dolores.